Clínica dental

Freidora de aire Gourmia, Opiniones y análisis ¿vale la pena?

[título_original] – Nueva actualización 2023

Somos un pequeño grupo de apasionados profesionales de la odontología que han estado escribiendo artículos para el público durante más de 10 años. Nuestra misión es proporcionar información precisa y actualizada sobre la salud bucal para que las personas puedan tomar decisiones informadas sobre su atención dental.
Sabemos que una excelente salud bucal es esencial para la salud y el bienestar general, y estamos comprometidos a ayudar a nuestros lectores a lograr y mantener dientes y encías saludables.

¿Es tan buena la freidora de aire Gourmia? ¿merece la pena comprarla? Estas son solo algunas de las preguntas que más me habéis realizado y que pienso dar respuesta en este artículo donde no solo muestro mis opiniones sino las pruebas realizadas con diversos alimentos. ¿Quieres conocer los resultados? Pues no pierdas ojo.

freidora gourmia opiniones y analisis

Freidora de aire Gourmia ¿merece la pena comprarla?

Dejando un poco de lado las típicas reviews donde podemos ver que cuenta con una capacidad de 5,7 litros, 1500 vatios de potencia, 12 funciones u diferente tecnología, yo, me centrare en lo verdaderamente importante que no es otra cosa que ver el resultado final que consigue en diversos platos.

Antes de continuar me gustaría indicar que no he querido seguir las recetas que trae en el manual con la única intención de elaborar los platos que suelo hacer. Con respecto a este manual indicar que me ha venido en inglés y no en español. Dicho esto, comenzare con las pruebas.

Patatas fritas

Freidora de aire Gourmia

Como no podía ser de otra forma, la primera prueba, ha sido con las típicas patatas fritas que a todas nos gustan. El acabado con esta freidora es tan bueno que apenas se distingue del aspecto que habríamos conseguido si la hubiésemos echo con aceite, a excepción, de que no tienen ese aspecto grasiento que les da el aceite.

Esta tirada de patatas era la primera que hacía y ya sabemos todas/os que las primeras no siempre quedan al gusto pero, en este caso, han quedado perfectas tal y como podemos ver en la imagen. La parte exterior no ha quedado muy crujiente pero por dentro están perfectamente echas y jugosas que es lo importante.

En otras tiradas que hice ya las deje un poquito más de tiempo y se volvieron mucho más crujientes y, también, más amarillas. No es que las primeras estuvieran malas pero quería comprobar los diferentes grados de intensidad, los cuales, se ajustan muy bien a este plato.

Alas y muslos de pollo

Freidora de aire Gourmia

Otro de los platos que más solemos hacer con estas freidoras es el pollo, en este caso, he optado por unas alitas y muslitos para la prueba. El aspecto es un poco más llamativo dado que tienen un cierto color oscuro fruto de la grasa que suelta el propio pollo al cocinarlo lo que puede llevar a entender que es aceite cuando no lo es.

La parte exterior de las alas y los muslos han quedado crujientes no todo lo que podemos esperar pero bastante decentes. Tiene un cierto toque a seco en las partes más finas de la parte exterior que no empeoran el sabor pero que si se notan. La parte interior ha quedado muy jugosa y en su punto siendo su sabor muy rico a excepción de que con un poco más de sal estarían mucho mejor.

Uno de los problemas que más me preocupaba cuando las acabe de hacer era el de la limpieza. Pero por suerte con un poco de maña y paciencia podemos quitar la grasa pegada de manera sencilla aunque tardaremos un buen rato.

Empanadillas

Freidora de aire Gourmia

Para la última prueba quise hacer un alimento que pocas veces se hace en estas freidoras dado que necesitan mucho aceite para poder hacerse por dentro, las empanadillas. El caso es que han tardado menos de lo esperado en cocinarse a fondo y, aunque el resultado exterior, es algo más dorado de lo normal no veo indicios de que se haya quemado.

Los ingredientes interiores están perfectamente cocinados a excepción de algún trocito de pimiento, el cual, no esta crudo pero si que noto que le faltaba como uno o dos minutos más. Esto como es fácil de solucionar no veo que sea un problema de la maquina sino más bien de adaptarse a ella.

La parte crujiente exterior junto con los alimentos sabrosos que hay en su interior hacen de un bocado excepcional y, si me apuras, no notamos casi la diferencia con las preparadas con aceite. Es bastante sorprendente comprobar el resultado y me quedo con ganas de probar algún que otro rebozado pero, por esta vez, me conformare.